domingo, 10 de noviembre de 2013

Desvirtualizando blogueras

La primera vez que leí el término desvirtualización relacionado con conocer personalmente a otros blogueros me hizo mucha gracia, aunque como eran mis inicios en el mundo 2.0 distó mucho de hacerme la ilusión que actualmente me hace. 
Hoy en día a much@s de vosotr@s ya os considero amig@s, y os siento parte de mi vida, por eso me hace tanta ilusión cuando tengo ocasión de conoceros personalmente. 

La primera en atravesar mi pantalla para sentarse frente a mi, junto a un café y un montón de diseños increíbles, ha sido Marni de BSoul (también la podéis encontrar en Con un par de armarios). 
No podía ser de otro modo teniendo en cuenta mi reconocido vicio por la bisutería y los bolsos. Ya le advertí en los mails previos que era compradora compulsiva, y tuvo la suerte de vivirlo en persona. Me hice con cuatro de sus diseños y arrastré conmigo a tres amigas que también picaron con otros tantos. 
Marni es pura energía, una chispita alegre y parlanchina que no deja de sonreir. Creatividad en estado puro. Solo hay que ver sus diseños. Me caíste fenomenal amiga bloguera.

No me digáis que no son preciosas mis nuevas adquisiciones. 



Mi segunda desvirtualización quedó en tentativa, y no os podéis imaginar la pena que me dio. 
Iba a conocer a Blanca de Blanche´s Blog, de quien estoy aprendiendo montones de cosas interesantes de los temas más diversos.  
Pero no pudo ser. Unos días antes la fiera tuvo a bien llamarme de madrugada a gritos porque se hacía pis, y en lugar de salir corriendo para el baño optó por esperar a que su madre lo cogiese en brazos, y lo llevase en volandas corriendo como una desesperada por el pasillo. Consecuencia: me dio un tirón en la espalda y me quedé tiesa como un palo. Dos días en cama sin poder moverme y una cancelación de lo que prometía ser una divertidísima comida con Blanca y Natalia, de Luz en tu pelo, que es amiga desde hace años. 
Esto solo es un aplazamiento temporal chicas. 

Mi última desvirtualización no ha sido tal, pero me ha hecho tanta ilusión que os lo quería contar.
Mi hobby favorito es la lectura, y para mantenerme informada sobre los libros más chulos sigo el blog La eternas Palabras. Ya sabéis, soy una #malamadre, #bloguera y #mujeraltamenteocupada, y como no estoy para perder el tiempo eligiendo libros que luego resultan ser un tostón lo mejor es leer las críticas de Luz. Como tenemos gustos similares tengo el éxito asegurado.


El caso es que me apunté a su primer sorteo y ME TOCÓ. Ni os imagináis la ilusión que me hizo. Bueno, igual los que me seguís en twitter sí, porque creo que me puse un poco intensa con el tema jajaja.

Cuando fui a correos a recogerlo, mi libro venía acompañado de otra sorpresa, una carta manuscrita. Esto no me lo esperaba y fue un regalazo, porque me ha ayudado a conocer mejor a esta estupenda mujer. 

Conexión 2.0 entre mujeres de la misma generación, aquella en la que todavía se escribían cartas y se enviaban postales.
El día menos pensado me hago una escapadita para conocerte en persona. 

Cuando empecé el blog buscaba una fórmula para gritar a los cuatro vientos mis frustraciones como madre. Sí, me equivoco muchas veces, pero eso no es tan terrible ni anormal como algunas personas me querían hacer ver.
Lo que he encontrado ha sido un montón de gente estupenda de la que me voy encariñando poco a poco, y a la que me encantaría conocer en persona. 

Tengo una lista bien larga; mi tocaya, que me tiene ganado el corazón, con su melliza y la tercera "miss", esa italiana guapísima que me enseña tanto sobre manicura y estilismo, mis amigas diseñadoras de 40y..., mi repostera favorita transoceánica con sus galletitas de colores, la brujita argentina, mi profe de fotografía de los jueves, mi estilosa hacedora de macedonias, esa rubia recién casada y su hermana, y tantos otros...


Muchísimas gracias por vuestro cariño.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...